NP 24 08 2016

Las peñas serán el alma y las grandes animadoras de unos festejos que se caracterizan por los espectáculos taurinos en la Plaza de la Iglesia, como la suelta de reses, el Gran Prix o la Vaca de la Limonada


‘¡¡Qué den comienzo las fiestas!! ¡¡Viva San Bartolomé!! ¡¡Viva Yebes!!’. Eran las ‘palabras mágicas’ que pronunció Santi antes del lanzamiento del chupinazo con el que anoche daban comienzo las fiestas de Yebes. Desde el balcón del Ayuntamiento, dos de los integrantes de la Peña ‘El Patio’ se encargaron de pronunciar el pregón oficial de unas fiestas de las que hicieron partícipes a vecinos, amigos y visitantes sin excepción. ‘A los que estáis aquí todo el año, a los que venimos cuando podemos, a los que nos acompañan en la distancia, a los que aprovechamos estas fiestas para reunirnos, hablar de cómo nos ha ido el año y, sobre todo, divertirnos’, evocó Santi en su arenga. Ambos peñistas quisieron agradecer al Gobierno municipal que hubiera pensado en esta agrupación peñista, una de las decanas del pueblo, para protagonizar el acto inaugural de las fiestas. ‘Es para nosotros un gran honor y un placer dirigirnos a todos vosotros y acompañaros en esta celebración tan entrañable’, aseguraron.

La Peña ‘El Patio’ dio la bienvenida a todas las personas ‘con las que vamos a pasar estos días juntos… ¡¡en la calle!!... compartiendo actividades, deportes, toros, música, verbenas y parranda’. Chus recordó que las fiestas de San Bartolomé serán siempre de los yeberos, ‘aunque algunos no puedan venir por distintos y diversos motivos (…) e incluso de los que ya no están con nosotros’. La pregonera reiteró el agradecimiento ‘de todo corazón’ al Ayuntamiento por invitar a esta peña a participar en este acto. ‘Para la Peña ‘El Patio’ ha sido un gran honor y un inmenso placer que nos hayamos podido dirigir a todos vosotros’, clamó desde el balcón con vistas a la Plaza Mayor, que se llenó para la ocasión. Santi recordó que ‘nuestro querido Yebes es un pueblo que va creciendo poco a poco’ y no desaprovechó la ocasión de dirigirse al resto de peñas, ‘que tenemos la ilusión y el compromiso de hacer que una vez más esta semana de fiestas sea nuestra Semana Grande’.

Por expreso deseo de las peñas y los propios vecinos y tras varios años compartiendo el programa de actos, Yebes recupera unas fiestas con entidad propia y al margen del núcleo de Valdeluz, que hace apenas un mes despedía los primeros festejos de su historia. Miguel Cócera asegura que estas fiestas patronales en honor a San Bartolomé son un motivo para el reencuentro, de familiares y amigos que no tienen ocasión de verse las caras durante el resto del año. Pero también un pretexto para relegar los problemas cotidianos, aparcar por unos días las preocupaciones y ponerse la indumentaria de las mejores ocasiones. “Para convertir cada plazoleta, calle y rincón de Yebes en un espacio para la juerga, el buen humor, la diversión y el respeto”, asegura el alcalde de Yebes, que coincide en que “un año más, las peñas volverán a ser el alma de estas fiestas”.

Hoy miércoles es uno de los días señalados con letras mayúsculas en esta Semana Grande al coincidir con la festividad de San Bartolomé. La Misa mayor en honor al patrón y el posterior desfile procesional por las principales calles de Yebes son dos de los actos más concurridos. Otro de los eventos que congrega a multitud de vecinos es la cena popular de esta noche, en la que participan decenas de familias del pueblo, que se reúnen al aire libre para compartir mesa y mantel. Los torneos de juegos tradicionales, concursos y actos dirigidos a los más pequeños acaparan el programa de actividades de estos primeros días. “Un programa que hemos preparado con toda la ilusión y esmero para satisfacer los gustos de grandes y pequeños”, señala Miguel Cócera, alcalde de Yebes, que ha querido agradecer la colaboración de algunas peñas, la Asociación Cultural ‘Hierónimo de la Rambla’, entidades, vecinos y empresas “por poner su grano de arena para que todo salga a pedir de boca”.

Pero sin duda el plato fuerte de las fiestas de Yebes serán un año más los espectáculos taurinos, que se concentrarán en el coso de la Plaza de la Iglesia. Sobre la arena se repetirán los lances, quiebros, carreras y recortes, que llevarán sonrisas y emociones por igual a las abarrotadas gradas y al cercado. El primer festejo tendrá lugar el viernes por la tarde con la Vaca de la Limonada y la posterior suelta de reses sobre el albero. El sábado al mediodía se celebrará el tradicional encierro infantil por los alrededores de la Plaza Mayor y ya por la tarde el protagonismo será para el Gran Prix, la competición por equipos que hará las delicias del público y que tendrá de invitadas de excepción a varias vaquillas.

 

0
0
0
s2sdefault
powered by social2s