Ya está abierto el plazo de inscripción para participar el viernes 26 en la Noche de la Biblioteca, que conmemora la efeméride de este servicio y cuyas actividades girarán este año en torno a la astronomía y los viajes espaciales


Un lugar de encuentro de los lectores de todas las edades con la cultura, el saber y el conocimiento, y una herramienta que favorece la formación y la convivencia entre las personas.

Son las bibliotecas, un recurso cultural que la Real Academia de la Lengua define como un espacio donde hay un considerable número de libros ordenados para la lectura y que en Yebes y Valdeluz se han convertido en un servicio esencial para la dinamización del tejido social. El próximo 24 de octubre se conmemora el Día Mundial de las Bibliotecas, una efeméride que en este municipio se traslada al viernes 26 para tributarles el homenaje que se merecen. Veinte niñas y niños de cinco a 10 años tendrán la ocasión de dormir entre las estanterías y libros de la biblioteca municipal de Valdeluz y disfrutar de un programa de actos cuya temática girará en torno al universo y los viajes espaciales.

La Red de Bibliotecas Municipales de Yebes y Valdeluz ya ha abierto el plazo de inscripción para tomar parte en esta divertida y emocionante velada. Que comenzará con la recepción de los participantes a las ocho de la tarde, coincidiendo con el horario de cierre del servicio bibliotecario. Pertrechados de esterillas y sacos de dormir, tampoco faltarán las viandas que habrán preparado en sus hogares y que compartirán durante la cena. Una vez adecentada la zona de descanso, que se ubicará en el aula de formación, todo estará listo para dar rienda suelta a la diversión, la imaginación y la magia. “Hemos preparado una serie de juegos muy divertidos cuyos contenidos están relacionados con la astronomía y el espacio, en consonancia con la campaña de animación ‘Astronautas lectores’ que hemos lanzado estos días”, explica Álvaro Pérez, bibliotecario de Yebes y Valdeluz.

Será el preámbulo a la cena que se servirá en la Sala de Exposiciones, en cuya mesa común se alinearán los suculentos platos que traerán hechos desde casa. De los que darán buena cuenta en un ambiente cordial, distendido y familiar. En torno a las diez de la noche y si la climatología lo permite, será el momento del encuentro con las estrellas. En el exterior, los invitados disfrutarán de una observación astronómica con ayuda de los telescopios de AstroYebes y conocerán y descubrirán los privilegiados cielos otoñales de Valdeluz. De vuelta a la biblioteca, los pequeños noctámbulos junto con los adultos que les acompañarán en esta andanza disfrutarán de una sesión de cortometrajes de animación, que mantendrán despiertos a los espectadores. Unas proyecciones que se prolongarán hasta medianoche, momento en el que los participantes se dispondrán a compartir sus dulces sueños con los personajes inolvidables y seres fantásticos que se ocultan entre los libros de las estanterías.

“Con esta y el resto de acciones que llevamos a cabo a lo largo del año queremos educar a los niños y mayores en los valores de la lectura y la cultura y destacar, por supuesto, el papel fundamental que desempeñan las bibliotecas de Yebes y Valdeluz como centros socializadores e integradores, cuyo fondo está al servicio de todos los vecinos”, defiende Juan Antonio Perojo, concejal de Cultura. A día de hoy, la Red de Bibliotecas Municipales cuenta con 1.988 socios, de los que 1.838 corresponden al núcleo urbano de Valdeluz y 144 miembros son del pueblo de Yebes. Que es tanto como decir que más de la mitad de la población ostenta esta condición, “un porcentaje que no está al alcance de muchos municipios de este país”. En lo que va de año ha gestionado 7.600 préstamos y en la actualidad cuenta con 13.839 fondos en depósito. Perojo opina que el Día de la Biblioteca no debe ceñirse a una jornada específica puesto que “merece el reconocimiento y apoyo” de los usuarios durante los 365 días del año al tratarse del “primero, más cercano y gratificante recurso cultural” al alcance de los vecinos.

La cuarta edición de ‘La Noche de la Biblioteca’ de Valdeluz concluirá en la mañana del sábado con los niños zascandileando y con ganas de salir de los sacos. No será necesario tocar a diana para animarles a que se levanten. “No es una noche en la que se pueda pegar ojo con facilidad porque a estas edades lo de dormir fuera de casa y en un ambiente que conocen de día pero que van a descubrir de noche es en sí toda una aventura”, asegura el bibliotecario. A eso de las nueve de la mañana y por cortesía del Ayuntamiento de Yebes, les estará esperando un opíparo desayuno a base de chocolate con churros, “que ya se ha convertido en casi una tradición”. Con los ojos aún somnolientos y el saco de dormir a cuestas, los niños y sus acompañantes irán abandonando poco a poco el fabuloso escenario que les ha acogido por una noche. Y colorín colorado, esta velada mágica se ha acabado.

0
0
0
s2sdefault
powered by social2s