La semana pasada, el Ayuntamiento mantuvo una reunión con responsables ministeriales a los que trasladó la necesidad de implantar servicios Avant como recurso alternativo y necesario en esta zona


La estación de AVE Guadalajara-Yebes es la referencia de la Alta Velocidad para los mas de medio millón de habitantes que viven en el Corredor del Henares y municipios aledaños. Hoy, los viajeros que usan esta infraestructura se dirigen sobre todo a Zaragoza y Barcelona dado que las abusivas tarifas que, quince años después, siguen vigentes para las conexiones con la capital de España impiden que esta relación sea rentable. Con los graves problemas de retrasos y averías de la línea de Cercanías C-2 y el pésimo servicio del transporte por autobús por culpa del tráfico de la autovía A-2, cada vez está más justificada la implantación de los trenes Avant en esta estación. Son algunas de las cuestiones que se suscitaron en la reunión que la semana pasada mantuvo el Ayuntamiento de Yebes con responsables del Ministerio de Fomento en Madrid. Ante los que el alcalde Miguel Cócera reconoció que Yebes es el único municipio que defiende en solitario la identificación de esta parada con el Corredor del Henares.

En el transcurso del encuentro, Cócera y el teniente de alcalde Vidal Gaitán insistieron ante Benito Bermejo, subdirector general de Gestión, Análisis e Innovación en la necesidad de adoptar las medidas necesarias para el aprovechamiento de esta instalación de Alta Velocidad. “Más aún, sabiendo que la estación del AVE tendrá una parada de ida y vuelta en la línea de autobuses del Plan Astra que unirá Valdeluz y Yebes con Guadalajara y que entrará en funcionamiento próximamente”, argumenta el alcalde de Yebes. A este respecto, el Ayuntamiento de Yebes ha encontrado una “clara voluntad” por parte del Ministerio de Fomento de avanzar en este asunto, “al que le hemos solicitado que RENFE anteponga la voluntad de establecer un servicio competitivo y a precios asequibles al actual volumen de viajeros”, que es la evasiva a la que acude de forma recurrente el operador ferroviario para negar a este apeadero las circulaciones que merecen y reivindican los usuarios.

De las capitales españolas en la horquilla de los 80.000 a 100.000 habitantes con servicios de Alta Velocidad, Guadalajara es con diferencia la que oferta peores prestaciones. La falta de trenes Avant está privando a la estación de AVE Guadalajara-Yebes de un billete “razonable, asequible y eficaz” para las conexiones con Madrid. Esa funcionalidad solo se podría lograr abaratando las tarifas actuales con la capital de España, que oscilan entre 15’80 € y 27’40 € en función de la clase de asiento. El alcalde de Yebes defiende que este apeadero reúne unas condiciones “inmejorables” para el servicio de media distancia Avant, que está diseñado para viajes cortos a diferencia de los trenes del servicio AVE. “Nadie en su sano juicio puede justificar por qué a esta estación se le niegan unos servicios que sí tienen otras de rango similar y a menos distancia de Madrid, como Segovia, Toledo o Ciudad Real”, esgrime.

En 2016, más de 79.000 viajeros utilizaron la estación AVE Guadalajara-Yebes para sus desplazamientos a una media de más de 215 pasajeros/día. “Cifras que distan de parecerse a las que barajan aquellos que de forma sistemática le discuten a esta infraestructura la posibilidad de situarse a la altura de las circunstancias y de las necesidades que precisa satisfacer un pasillo de un enorme potencial industrial, demográfico, económico y empresarial como es el Corredor del Henares”, insiste Miguel Cócera. Que hoy apenas cuenta con nueve circulaciones entre semana en sentido Madrid, a las que hay que añadir otra más en sábado, dos en dirección Zaragoza y tan solo tres en sentido Barcelona, a las que hay que sumar otra en fin de semana. Eso sin tener en cuenta que a partir del 30 de junio y hasta el 31 de enero la oferta con la capital de España se reduce un 66% con la supresión de seis trenes, por lo que durante esos siete meses solo circulan tres en este sentido.

Mientras los trenes y servicios se reducen de forma paulatina, los usuarios que precisan hacer uso de esta infraestructura ferroviaria crecen de manera exponencial. Nada menos que más de un 130% en la década 2006-2016, en la que se ha pasado de 34.251 viajeros a casi ochenta mil. “Ha llegado el momento de desterrar de una vez por todas ese discurso trasnochado de que la Alta Velocidad no es útil para la provincia de Guadalajara”, esgrime el alcalde de Yebes, que defiende que los datos de ocupación al día de hoy rebaten ese argumento. Por lo que califica de “triste y lamentable” que los usuarios crean más en esta estación que los responsables de Renfe y Adif.

0
0
0
s2sdefault
powered by social2s