El alcalde recuerda que el Ayuntamiento tendrá que pagar el importe de ese rescate, que es culpa de una decisión suicida del PP, aunque el colegio se hubiera abandonado o destinado a un supermercado o un casino


 

La apertura del colegio público de Yebes y Valdeluz nada tiene que ver con la demanda que la entidad bancaria que concedió el préstamo hipotecario a la cooperativa de profesores que gestionó el ‘Luz de Yebes’ ha interpuesto contra el Ayuntamiento de este municipio. Una circunstancia que conocen a ciencia cierta los vecinos y que el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Yebes ha esgrimido desde que se iniciaron los trámites para rescindir la concesión administrativa que pendía sobre este centro educativo. Ayer, el consejero de Educación se reiteró en estos argumentos en las Cortes de Castilla-La Mancha en respuesta a una pregunta del Partido Popular. Una vez más, Lorenzo Robisco trató de tergiversar y manipular la realidad al insistir en relacionar esa reclamación judicial con la puesta en marcha del colegio público en este municipio en el curso escolar 2018-2019.

El Ayuntamiento de Yebes defiende la legitimidad de los acuerdos adoptados por el Pleno a lo largo de este procedimiento, que el Partido Popular ha tratado de torpedear desde sus inicios para situarse de frente a los vecinos, “en una estrategia grosera y vergonzosa”. El rescate es una figura tradicional del ordenamiento jurídico de nuestro país que permite la extinción de adjudicaciones que recaían sobre servicios de titularidad pública. “Con todos los informes técnicos y jurídicos favorables, lo que hicimos fue acudir a ese rescate para poner fin de forma anticipada a una concesión demanial al incumplirse los términos y plazos por parte del adjudicatario”, explica Miguel Cócera. El alcalde de Yebes lamenta que el PP insista en obviar que las concesiones administrativas son negocios jurídicos de carácter temporal entre las Administraciones y particulares que atribuyen derechos y deberes sobre un bien de dominio público, en este caso, el suelo que el Ayuntamiento cedió al adjudicatario para construir un colegio.

Hasta en siete ocasiones ha llevado el Partido Popular este mismo asunto al Parlamento regional en un intento de convertirlo en ‘casus belli’, cuando la realidad es que se trató de “un procedimiento ajustado a Derecho y escrupuloso en la tramitación”, afirma Cócera. Califica de “esperpéntico” el protagonismo del diputado Lorenzo Robisco, que ha asumido el papel de “ridículo vocero” para tratar de “hacerle el trabajo sucio” al PP de Yebes, que insiste en su manipulación a los vecinos. El alcalde de Yebes afirma que los populares “no soportan el éxito que el colegio público ha cosechado en su primer año y que haya satisfecho con creces las expectativas de padres y alumnos”. Así se lo recordó ayer el consejero de Educación a Robisco, al que le espetó que “lo que a usted le molesta es que el Gobierno regional haya cumplido el compromiso con las familias de un municipio de 2.500 habitantes que no tenía colegio y que hoy sí lo tiene”. Ángel Felpeto también desmontó la mentira de Robisco al explicar que la construcción de un colegio modular hubiera costado tres veces más que la reforma que se hizo en el centro. “En todas las reuniones que mantuve con los vecinos de Yebes y Valdeluz les dejé claro que la prioridad era recuperar las instalaciones del ‘Luz de Yebes’”, afirmó el consejero.

Cócera explica que el rescate de la concesión obligará al Ayuntamiento de Yebes a abonar al principal acreedor hipotecario del colegio el importe de la tasación que determine el juez que instruye esta causa. “Nunca hemos ocultado a los vecinos esa realidad, que saben desde el primer minuto que habrá que hacer frente a ese rescate nos guste o no”, atestigua el alcalde de Yebes. Que recuerda que esa obligación es consecuencia de “una decisión desacertada y suicida” que el Partido Popular de Yebes adoptó en su día. En 2008, el Pleno autorizó a la cooperativa adjudicataria del colegio a gravar con hipoteca los derechos de la concesión administrativa de uso privativo sobre la parcela de propiedad municipal en la que se iba a construir el centro. Esa autorización fue la base para que se concediera un préstamo hipotecario por valor de 18 millones de euros para la construcción y puesta en marcha del ‘Luz de Yebes’. “Así que de aquellos polvos, estos lodos; tendremos que pagar sí o sí por ese rescate, aunque el colegio fuera una universidad, un casino, un supermercado o lo hubiéramos dejado sin utilidad”, explica el alcalde, que puntualiza que “defenderemos que sea una cantidad ajustada que nada tiene que ver con las pretensiones millonarias de la entidad bancaria”.

No obstante, el Ayuntamiento de Yebes quiere trasladar un mensaje de tranquilidad a los vecinos, “porque la continuidad del colegio público en su actual emplazamiento no corre ningún peligro ni hoy ni mañana”. En este sentido, el alcalde recuerda que desde el 29 de septiembre de 2016 este centro es “patrimonio de todos y cada uno de los vecinos de este municipio, una conquista que nos ha costado mucho conseguir y a la que no estamos dispuestos a renunciar”.

0
0
0
s2sdefault
powered by social2s